miércoles, septiembre 14, 2005

Como niños

Es curioso como, a medida que se acercan a la tercera edad, los sujetos de nuestra especie involucionan a su infancia.

Tomando como referencia a mis progenitores, que son los sujetos de observación (e incluso experimentación) más cercanos, advierto a veces comportamientos que me divierten sobremanera.

El otro día mi padre, por ejemplo, se cojió un berrinche oprque insistía en que el lugar en que se colocó el horno de la cocina en la Obra de mi casa (sí, por lo que se vé merece ser escrita con mayúscula), había sido idea suya, hasta el punto de casi amenazar con el divorcio si no se le reconocía su mérito. No por casualidad eran las 3:30 y aún no habia comido.

Por otro lado, mi madre recientemente se ha comprado un nuevo juguete: una máquina de envasar al vacio en bolsas. Bueno, pues ahora cuando uno abre la nevera parece que está en el supermercado. La que hay que liar para comerse un trozo de queso. No me extrañaría despertarme un día envasado y con mi nombre y la fecha escrito en la bolsa (uff, que claustrofobia).

6 comentarios:

Trompetista de Falopio dijo...

Bah, yo nunca salì de la infancia. No lo digo con orgullo.

Primo Larry dijo...

A mi familia (en versión extendida se entiende):

Solo decir que aunque no escriba estoy vivo (al menos eso dicen)!!

Hay momentos en la vida de las personas humanas en los que hay que elegir entre escribir mails y dedicar algo de tiempo a la ebrio-reflexión (con grandes propiedades terapeuticas), por ello prometo atender mis obligaciones sociales en un tiempo mas cercano que lejano!

No obstante por ahora seguiré abusando de vuestra paciencia infinita!(no me critiqueis por dejado de la vida!!)

Saludos desde Österreich

mou dijo...

teniendo en cuenta que cuando la gente mayor empieza a chochear se le dice q está senil, y eso signfica que empiezan a comportarse como niños llamando la atención etc., esta vez tengo q darte toda la razón, pero q no sirva de precedente

salu2

Pisaverde dijo...

Pasito: Al contrario, dilo con orgullo.

Primo: Intuyo cierto tufo a evasión informativa hacia tus amigos (sí, esos que viven más cerca de África que de Europa). No, muy mal. Tienes que contarnos como es la vida en el mundo civilizado, como lo hacia el tío de los Fraguel Rock.
De hecho tendrías que abrir un blog.

Mou: No creo que en este caso hablemos de pérdida de conexiones nerviosas aún. Yo prefiero verlo como un mayor conocimiento de la vida, que lleva a nuestros padres a darle importancia a las cosas que realmente importan al igual que hacen los niños (ya ves, si no me rebates tú, tengo que hacerlo yo mismo).

cronopio_84 dijo...

siempre se suele decir que cuanto más viejo te haces más crio pareces, así que siguiendo esa gran regla de tres los arqueólogos terminaran en paro dando clases en primaria.


todavía sigo traumatizada por el post anti-Ariel, yo que siempre pensé que el negro aunaba todos los colores, - de ahí mi afición a dejarme la ropa hecha unos zorros - y ahora resulta que todo es azul, cual conpresa con alas.

por suerte en mi casa usamos el detergente de oferta que nunca obliga a cromatismos extraños ( y yo que soy sinestésica lo agradezco)!!

gracias por su post, por cierto, y continue explico-contando cosas, que de cosas se llena la vida ( o eso dicen)...


:))

mar dijo...

Bueno mis padres no se exactamente si como niños o es que simplemente les fastidia que tengas vida propia. La verdad es que los sofocos de ellos son estúpidos, y los pobres no pueden ver más allá de sus propias narices. No conciben una vida diferente a la que ellos han llevado. La verdad es que ahora estoy un poco cabreada pero es que cuando no haces nada porque no lo haces y cuando te decides a hacerlo porque porque no te lo permiten. Alguien puede explicármelo? Como niños como niños...más bien como verdugos. jeje.